El business travel se desplaza hacia Latinoamérica, Asia y Europa del Este

El business travel se desplaza hacia Latinoamérica, Asia y Europa del Este

Compartir

American Express vaticina un aumento moderado de los precios en 2013 a nivel mundial. En España y debido a la crisis, los billetes aéreos de larga distancia podrían bajar hasta un 8%.

American Express Global Business Travel estima que el incremento de los precios de los viajes de negocios esperado para ciertos destinos de América Latina, Asia y Europa del Este indica que los viajeros continuarán desplazándose a esas áreas geográficas para impulsar nuevas oportunidades de negocio, de acuerdo con las Previsiones Anuales para los Viajes de Negocios que elabora el Servicio de Estudios de American Express.

La necesidad de las empresas de invertir en viajes de negocios como un medio para apoyar el crecimiento en su actividad, así como la disciplina de los proveedores de viajes en la gestión de la oferta, conducirá de forma global a un incremento moderado de los precios.

Por zonas geográficas, la incertidumbre económica global y la crisis fiscal en Europa en particular podrían provocar una reducción de la demanda y un mantenimiento de los precios en mercados maduros como Europa Occidental y China, que se verá afectada por la desaceleración de su crecimiento.

En cuanto a España, el informe prevé que la incertidumbre económica se traslade a los precios de los viajes de negocios. En concreto, las tarifas aéreas de viajes de largo recorrido en clase turista y business podrían descender hasta un 8% en nuestro país, mientras que las de corto recorrido (también de clase turista) se mantendrán o sufrirán un modesto incremento. En el caso de los billetes de clase business, el estudio prevé las mismas tendencias que en el caso anterior, aunque con una caída más moderada en el caso de los vuelos de larga distancia.

En relación a los hoteles, las previsiones apuntan a una caída de las tarifas del 3%, aunque también se puede esperar un aumento del 3% ya que la mala situación económica puede verse compensada por el incremento de los impuestos y el fuerte posicionamiento de algunas marcas, que mantendrían sus precios.

A nivel europeo, se anticipa un aumento moderado de las tarifas aéreas debido a la incertidumbre económica de la eurozona, aunque el estudio apunta a excepciones como Rusia y Polonia. Oriente Medio y África experimentarán un incremento moderado en sus precios. Por su parte, el informe detecta muy poca uniformidad en la zona Asia-Pacífico, donde el comportamiento de los precios diferirá enormemente dependiendo de cada país.

En cuanto a Latinoamérica, el fuerte impulso económico que está experimentando esta región se traducirá en un importante aumento de los precios. Se estima que las tarifas aéreas aumentarán entre un 7-10% en los viajes de corta distancia, asi como un 5-8% para distancias largas. Las tarifas hoteleras en general aumentarán, sobre todo en Brasil y Argentina, impulsadas por la demanda del consumidor de clase media y por el bajo número de establecimientos ya instalados en el área.

El informe muestra que el incremento de los precios de los viajes de negocios será moderado en Norteamérica: entre un -1 y un +4% para las tarifas aéreas de corto y largo recorrido, tanto en clase turista como business. Por su parte, los precios de los hoteles se incrementarán entre un 2 y un 7% en hoteles de 3 y 4 estrellas, y en un rango 4-9% en los establecimientos de lujo.