La conexión Wi-Fi a Internet se extiende a bordo de los aviones

La conexión Wi-Fi a Internet se extiende a bordo de los aviones

Compartir

Emirates anuncia la puesta en marcha del servicio a bordo de sus A380. Las tarifas oscilan entre 7,50 y 15 dólares.

Los pasajeros de 11 de los A380 de Emirates ya pueden navegar, compartir fotografías, enviar correos electrónicos o twittear su viaje a bordo del buque insignia de la compañía árabe a tiempo real. Esto se debe al servicio de conectividad Wi-Fi que anuncia la aerolínea en colaboración con OnAir.

Los clientes pueden acceder al servicio Wi-Fi a bordo de sus vuelos utilizando sus dispositivos electrónicos, incluyendo smartphones, tabletas y portátiles. Los pasajeros deben abrir las conexiones inalámbricas de su dispositivo, ingresar en la red de OnAir y seguir unos sencillos pasos para acceder a Internet. 

Emirates ya lideró el uso del teléfono móvil a bordo, con 91 aviones que permiten el servicio actualmente. El nuevo servicio Wi-Fi se lanzará inicialmente en 11 de los 19 A380 que Emirates opera. El sistema se instalará también en los 71 aviones A380 encargados y pendientes de entrega. Además de Wi-Fi, a partir de mediados de 2012 todos los A380 nuevos de Emirates contarán con una amplia gama de servicios de Internet inalámbrico, telefonía móvil y transmisión de datos.

La conexión Wi-Fi estará disponible a partir de 7,50 dólares para dispositivos móviles. La tarifa más alta es de 15 dólares para las conexiones con alto volumen de datos a través de ordenador portátil. La compañía precisa que el precio de 7,50 dólares es suficiente para el usuario medio de BlackBerry que quiere mantenerse conectado durante todo el trayecto. Por ejemplo desde Dubai hasta París, un viaje que dura en torno a seis horas y media.

La compañía escandinava SAS también anuncia la conexión Wi-Fi en su flota de Boeing 737-800. Los primeros aviones que contarán con este servicio son los que operan las rutas domésticas en Noruega y las conexiones de Oslo con Estocolmo, Frankfurt, París y otras ciudades europeas. A partir del próximo verano todos los aviones estarán dotados de la tecnología necesaria.