Inicio TRAVEL SMART VENUES El Palau de Congressos de Palma publica la memoria de actividad de...

El Palau de Congressos de Palma publica la memoria de actividad de su año más difícil

El Palau de Congressos de Palma, gestionado por Meliá Hotels International, ha publicado su Memoria de Actividad 2020, en la que refleja el balance del año más difícil para la historia del turismo mundial. La irrupción de la pandemia de la covid-19 y la consiguiente paralización de la actividad turística alteraron profundamente las previsiones iniciales del ejercicio, que apuntaban a la consolidación del segmento MICE en Mallorca.

 

En el conjunto del año, el Palau de Congressos celebró 64 eventos (-77%) con un total de 16.645 asistentes (-74%), de los cuales el 58% tuvieron lugar en los meses previos a la pandemia.

El complejo, formado por el centro de convenciones y su hotel Meliá Palma Bay, acusó el fuerte impacto del coronavirus al cerrar 2020 con unos ingresos de 4,1 millones de euros (-70%).

La falta de actividad dejó de generar valor para otros sectores en el destino, como alojamiento, transporte interno, restauración, compras o servicios de producción de eventos, en torno a  los 30 millones de euros.

Por su parte, el hotel Meliá Palma Bay permaneció abierto al público general durante 121 días a lo largo del año, con una ocupación media del 41,1%.

A pesar de la situación, la compañía hotelera ha querido reiterar su fuerte compromiso con Palma y con la Islas Baleares y sus instituciones, y la visión de futuro y de largo plazo que siempre ha primado para el Grupo, con respecto al Palau de Congressos y el hotel Palma Bay.

Las circunstancias excepcionales derivadas de la crisis del coronavirus marcaron el nuevo rumbo del Palau de Congressos en 2020, en el que asumió un rol clave para contribuir a paliar los efectos de la pandemia.

El complejo fue medicalizado en marzo mediante un acuerdo de cesión al Servicio de Salud de las Islas Baleares (IB-Salut) y, si bien entre junio y agosto el hotel retomó su actividad cotidiana, el recrudecimiento de la “segunda ola” del coronavirus obligó a convertirlo después en “Hotel Covid” mediante un nuevo acuerdo que se mantiene vigente hasta finales de mayo de 2021.

A lo largo de 2020, Meliá Palma Bay acogió a 778 personas por motivos relacionados con la covid-19 y atendió a 1.122 niños en el centro Kid Covid instalado en el hotel para la atención de menores con síntomas de coronavirus.

Además, las cuatro líneas “Covid Express” instaladas en el Palau para centralizar la toma de muestras PCR permitieron realizar hasta 1.500 pruebas semanales. Como medidas de refuerzo, también se instalaron 20 camas UCI y 200 camas con puntos de oxígeno en el Palau, que afortunadamente no llegaron a utilizarse.

Como ha expresado el consejero delegado del grupo hotelero, Gabriel Escarrer, “a pesar de las circunstancias insólitas que hemos vivido, estamos muy orgullosos de la labor del Palau de Congressos durante esta etapa, pues no solo se ha volcado en una labor solidaria sin precedentes, sino que ha puesto de manifiesto su responsabilidad y compromiso con el entorno”.

El Palau ha introducido una gama de soluciones tecnológicas para transformar reuniones y eventos en formatos híbridos e interactivos, como se ha visto, por ejemplo, en la celebración de Mallorca Loves MICE o la rueda de prensa de Baleares en la edición virtual de la ITB de Berlín.

Por otro lado, fruto del interés por el destino y la flexibilidad demostrada por el Palau de Congressos de Palma se ha evitado la pérdida de un 95% de los eventos programados para 2020, que han sido aplazados para los años 2021, 2022 o 2023, mostrando así la confianza en la capacidad de recuperación del turismo de negocios en la isla a medio y largo plazo.