Inicio TRAVEL SMART ACTUALIDAD Más inversión de las empresas españolas en viajes corporativos

Más inversión de las empresas españolas en viajes corporativos

barometro american express global business travel viajes corporativos

Según el Barómetro Europeo de Viajes de Empresa 2018, elaborado por American Express Global Business Travel, las empresas españolas invertirán este año un 7% más en viajes corporativos. La seguridad se presenta como la principal prioridad, por encima de eficiencia y costes.

El Barómetro Europeo de Viajes de Empresa 2018, elaborado por American Express Global Business Travel prevé en general un aumento del 3,4% en inversión en viajes corporativos. Las empresas españolas se sitúan por encima de esta media, con un incremento de 7% respecto al año anterior.

Según datos del Barómetro, las compañías europeas no han visto condicionados sus viajes empresariales por factores geopolíticos como el Brexit o las recientes restricciones de viaje impulsadas por el Gobierno de Donald Trump.

Concretamente, un 60% de los encuestados considera que el Brexit no ha tenido ningún tipo de impacto en la industria europea de los viajes de negocio, mientras que un 65% opina que las políticas restrictivas puestas en marcha por Estados Unidos no han tenido ninguna influencia sobre los desplazamientos de las empresas europeas.

Los datos del informe indican que durante el pasado año el número de viajeros de negocios aumentó un 2,4% respecto a 2016. Entre los principales motivos que impulsan los desplazamientos corporativos son la retención de clientes/negocios (30%) y la generación de nuevo negocio (21%).

Por el contrario, decrecen los desplazamientos dirigidos a la celebración de reuniones internas (desde un 26% en 2016 a un 17% en 2017), que han sido sustituidos por otras posibilidades impulsadas por la tecnología, como la videoconferencia.

LA SEGURIDAD, PRINCIPAL PRIORIDAD

La seguridad del viajero vuelve a situarse como la principal prioridad para las empresas, una tendencia que viene imponiéndose durante los últimos años, seguida por la eficiencia y productividad del viajero, el control de costes y la medición de la satisfacción del viajero.

Un 65% de las compañías europeas ya ha puesto en marcha soluciones o herramientas dirigidas a velar por la seguridad de sus viajeros. Un 88% cuentan con herramientas que permiten la comunicación con el viajero en casos de emergencia y un 86% ha puesto en marcha mecanismos para evaluar el riesgo del viaje de negocios en función de un destino concreto.

LA TECNOLOGÍA, CLAVE PARA LA SATISFACCIÓN

La segunda prioridad para las empresas europeas es garantizar la productividad y eficiencia del viajero durante sus desplazamientos corporativos.

A la hora de garantizar esta prioridad, los participantes en el estudio coinciden en destacar la importancia que está adquiriendo la tecnología móvil. Y es que los dispositivos móviles se han convertido en un pilar central a la hora de prestar apoyo y facilitar los procesos al viajero.

Un 83% de las empresas europeas consideran el proceso de reserva a través del móvil como un método de reserva adicional y complementario a los canales online y offline. Se distingue entre empresas grandes, donde el porcentaje asciende hasta el 90%, y empresas de menos de 250 empleados, donde esta cifra se sitúa en un 80%.

Además de la reserva propiamente dicha, el dispositivo móvil es un elemento esencial en la vida diaria para compañías y viajeros y el Barómetro constata que también es un canal utilizado para recibir alertas, realizar modificaciones en el viaje, llevar a cabo el check-in, realizar pagos, etc.

 LOS COSTES, POR DEBAJO DE LA SATISFACCIÓN

El control de costes, que había sido una prioridad en las compañías durante muchos años ha quedado relegado por otras variables relacionadas con la seguridad y el apoyo al viajero.

En Europa, el control de costes ocupa este año la tercera posición y, en algunos países, como es el caso de España, baja hasta el cuarto puesto (pues el tercer puesto lo ocupa la satisfacción del viajero).

A la hora de reducir costes, las empresas centran sus objetivos en la optimización de costes indirectos (41%) y la mejora de la eficiencia y las condiciones de viaje para sus empleados (24%), mientras que la reducción de costes directos ha descendido hasta el 35%, bajando siete puntos del pasado año a éste.

ECONOMÍA COLABORATIVA, PIANO PIANO

En cuanto al uso de proveedores de la denominada ‘economía colaborativa’, el estudio revela que, en Europa, se trata de la última opción elegida por las empresas durante 2017. No obstante, un 35% pretende incluir el uso de este tipo de proveedores en el próximo año y un 28% augura que lo hará en un plazo de más de dos años.

Las principales barreras que encuentran las compañías a la hora de integrar las opciones de ‘economía colaborativa’ en su política de viajes son la falta de cobertura en cuestiones de seguridad; la falta de datos relevantes para la integración con las herramientas de gestión de riesgos asociados al viaje; la falta de competitividad en cuanto a precios, reembolsos o políticas de cancelación; y los métodos de pago.

[useful_banner_manager banners=1 count=1]